Diputada Cicardini junto a dirigentes del Transporte Escolar y Taxistas ingresan proyecto para congelar pago de créditos

Bajo la consigna “un respiro para taxistas y el transporte escolar”, llegaron hasta el Congreso Nacional en Valparaíso dirigentes y representantes de asociaciones de ambos gremios a nivel nacional y regional, para acompañar el ingreso de la diputada socialista por Atacama, Daniella CIcardini, de un proyecto de ley que busca postergar el pago de créditos financieros y bancarios por la crisis de la pandemia.

La iniciativa, elaborada de manera conjunta con el sector, tiene por objeto llevar algo de alivio a la precaria situación económica que atraviesan algunas de las actividades más afectadas por la pandemia y las sucesivas cuarentenas, suspensión de clases presenciales y medidas de disminución de movilidad aplicadas a lo largo del país, las que han paralizado casi por completo su labor desde el año 2020.

Para ello el texto plantea la postergación del pago para el final del periodo del crédito contratado, sin intereses ni cobro adicional, beneficiando así al transporte escolar y a las y los taxistas de distintas modalidades, debidamente inscritos tanto en el Registro Nacional de Transporte Público de Pasajeros como del Transporte Remunerado de Escolares; incluyendo personas naturales, micro y pequeñas empresas.

Al respecto, la autora de la iniciativa, la diputada socialista, Daniella Cicardini señaló que ”si pensamos que uno de los síntomas más graves del Coronavirus es una angustiosa falta de aire y no poder respirar; podríamos decir que, desde un punto de vista laboral, el coronavirus está matando y asfixiando a las y los transportistas escolares y a los taxistas de distintas modalidades del Transporte Público de Pasajeros”.

“Los está ahogando en las deudas y por la imposibilidad de generar ingresos y de realizar con normalidad su actividad laboral, porque han sido uno de los sectores más perjudicados y golpeados desde el inicio de esta pandemia, teniendo hasta que vender sus vehículos para poder subsistir”.

“Por eso con este proyecto que pospone el pago de créditos queremos darle oxígeno, y queremos darle un respiro a las y los transportistas escolares y a los taxistas de distintas modalidades en Chile”, destacó Cicardini.

Asimismo, la parlamentaria detalló que el texto del proyecto propone la vigencia de la postergación del pago hasta 6 meses después del fin del estado de excepción constitucional, “para poder darles a ellos algún tiempo para recuperarse y comenzar a pagar estas cuotas, y reitero, darles ese respiro que ellos y sus familias tanto necesitan para poder salir adelante”, enfatizó.

Dirigentes

En tanto, desde la región, dirigentes de ambos gremios valoraron la iniciativa. Así lo señaló, Miriam Valencia, presidenta de la Federación de Transporte Escolar del Norte, FETENOR, que reúne a organizaciones de la primera a la cuarta región, quien detalló casos de transportistas cuyas deudas pasaron de 10 o 15 millones de pesos a 21 o 23 millones.

“El transportista escolar ya va a cumplir dos años inactivo, y cada vez nos vamos empobreciendo por un lado, y a la vez se nos van recargando las cuotas, los intereses sobre intereses. Por eso este proyecto que se ha presentado hoy en la cámara de diputados es de vital importancia, debido a que sería un respiro para la situación caótica económica en la que nos encontramos”, subrayó la dirigenta.

En la misma línea el presidente de la Federación Regional de Taxis Colectivos de Copiapó, Juan Castillo, se manifestó esperanzado del avance de la iniciativa, ya que según indicó “la situación del gremio del transporte de colectivos está crítica, porque prácticamente acá en Copiapó hemos estado en cuarentena y está trabajando un 30% o 40% de toda la flota de los colectivos, y prácticamente no hay conductores y cada vez nos estamos endeudando más y el trabajo alcanza como se dice para sobrevivir solamente”.

Asimismo, el dirigente Raúl Morgado, presidente de la Federación Regional de Taxistas de Atacama, describió la situación del gremio manifestando que “hoy no hay taxista que no esté preocupado de los embargos y su deuda ante el tema bancario. Hoy día lo estamos pasando mal y este proyecto es importante y lo más importante es el plazo de los 6 meses después de la reactivación laboral que tengamos que este proyecto de ley tenga un buen camino, y ojalá tengamos una buena proyección para nuestros asociados”, declaró.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: